Crisis Laborales y Oportunidades - Revista Bienestar y Salud

15.11.2016

Sin lugar a dudas, una de nuestras principales áreas de inseguridad con respecto a la vida es la perspectiva laboral, en términos de estabilidad, estancamiento, oportunidades y transiciones, sólo por nombrar algunos. Dentro de un mercado bastante atomizado como el nacional, donde año a año egresan una gran cantidad de profesionales, silenciosamente se mezclan varios factores como i) actualizaciones de todo tipo (informáticos, legales, etc.) ii) necesidad de capacitación (cursos, diplomas, magister) iii) preocupación por la estabilidad familiar ante nuevas decisiones (compras, acceso de hijos a universidad, cambio de casa, viajes) y iv) quizás la más sensible en nuestra consciencia, tiene relación con la proximidad a la jubilación o cese de actividades dependientes. Lo anterior, es una dimensión muy interesante que habitualmente está escondida o tapada por hábitos, rutinas pero que tarde o temprano si o si va a despertar; en la denominada tercera edad, que no es parte del presente artículo.

En mi trabajo como orientador, continuamente he percibido la alta sensibilidad de las personas ante su inseguridad laboral y, he querido comentar algunas intuiciones al respecto: 1) Debemos ser muy atentos cuando nuestra vida personal (íntima-familiar) o laboral entra en una "nube de rutinas", ya que accedemos a lo que podríamos denominar como una "suspensión de nuestro yo" o falsa satisfacción con lo que estamos viviendo. Esto, genera en nuestra esencia, reducciones en nuestros compromisos, convicciones y dedicaciones. Lo más recomendable es sondear algunos aspectos tales como i) todo el día doy a entender que mi trabajo es un fastidio y voy solo por obligación material ii) estoy haciendo lo que no me gusta y no me atrevo a salir de la zona de confort iii) Gran parte de lo que hago se convierte en un hábito (levantarme-baño-viaje-trabajo-viaje-cena-dormir- y vuelta al ciclo). Tratar de ser muy observador consigo mismo y reevaluar desde nuevas actividades como (arte, cultura, deporte, extensión, entre otros) para aportar "entrada de energías al espíritu". Aquí la elección es personal o "libre albedrío"; sigo tal cual o me doy cuenta de esta rutina y aporto dinamismo a la vida. 2) Explorar segundas fuentes de ingreso que demanden inicialmente un par de horas a la semana, desde comercios electrónicos, ferias, puntos de venta impulsando el desarrollo e innovación personal. Por ej.: qué se está haciendo en países desarrollados o de calibre similar al de chile y realizar un catastro de que te inspira a construir, ya sea como familia o proyecto con otras personas. 3) Sentir tu iniciativa respecto a dedicar ciertas horas a trabajo voluntario o aportes a organizaciones humanitarias, con tal de aclarar ciertos ejes del tipo compasivos y empáticos a nivel personal. 4) Quizás, la más relevante y crítica surge al quedar sin puesto laboral. Obviamente, en la mayoría de los casos las primeras acciones son enviar curriculums a conocidos, a clientes con quienes construimos cierta afinidad, amigos/familiares que puedan prestar apoyo o ingresar a redes de trabajo tan comunes el día de hoy. Hay casos que en rápidamente te puedes encontrar con una reinserción laboral pero hay otros casos de profesionales con excelentes calificaciones y competencias que pasando 3, 4 o más meses siguen sin encontrar fuente de ingresos. Para ellos, las siguientes apreciaciones: i) Como seres humanos, escondemos ciertas vergüenzas y aprensiones con respecto a nuestra imagen personal. ¡¡¡Claro!!! No es fácil decir ¡¡¡estoy cesante!!! o ¡¡¡estoy con problemas de dinero!!! Ser muy consciente de estas sensaciones para avanzar muy rápidamente en este sendero para aprovechar de impulsarte.. Cuando sientas desesperación o vergüenza, decirte en silencio "Estoy sintiendo......" y observarte permitiendo suavemente que se integren estas denominadas emociones limitantes o restrictivas. ii) Enfocar con dedicación ¿Qué quiero hacer? Muchas veces me ha tocado observar que estás situaciones surgen como una pequeña prueba de enfoque personal y aclaración de intenciones (que día a día debes darlas a conocer al cosmos) que también se junta con otros ingredientes como unión personal o mayor conexión con la divinidad. iii) Dar las gracias por lo que estás viviendo, recuerda que la Gratitud es consecuente con una "gran actitud". Aunque parezca complejo, darse cuenta que estamos viendo el lado medio vacío, en vez, del lado medio lleno y que sólo es una construcción mental. iv) Dibujar, escribir y soñar con tu ocupación laboral, ocupar tu capacidad de entretención, juego y optimismo para reimpulsar tu ser. v) Pregúntate, ¿Estoy aplicando mi creatividad en esta situación o estoy esperando a que las cosas sucedan? O cuando no aparece un trabajo y surge el stress, darse cuenta que en la mayoría de los casos, estás en una "prueba de convicción" no en una lucha y seguir adelante influenciando tu entorno positivamente cada vez que puedas. Todo pasa, seguir adelante....

Un abrazo muy apretado y por favor alégrate de estar vivo y presente